¿Cómo mantener y proteger los cerámicos del hogar?

Todos queremos que nuestros cerámicos luzcan impecables, dado que su elección no ha sido fortuita. Estas superficies se lucen en tanto y en cuento hayan sido protegidas de la mejor manera y se mantengan correctamente.

¿Qué debemos hacer?

Una vez instalada la superficie, deberemos proceder con su limpieza. Para ello usaremos weber limpiador cerámicos, una solución líquida, formulada especialmente para remover mezclas adhesivas, restos de pastina, cal, yeso, hongos, sarro y manchas de similar intensidad en piezas cerámicas y juntas.

Lo primero será diluir el producto en igual cantidad de agua. Dato no menor: se sugiere hacer una prueba en una pequeña porción de la superficie para garantizarnos que no dañará la misma.

Luego se procederá en su aplicación dejándolo actuar por 3 minutos. Posteriormente, y con el fin de reforzar la limpieza, se deberá frotar con un cepillo. Por último enjuagar con agua hasta observar que no haya restos de producto.

Una vez finalizado este proceso, será preciso proteger los cerámicos para prolongar su vida útil. En este caso se sugiere utilizar weber protectorEl mismo será aplicado con un paño sobre la superficie y sobre las juntas, paso que tendrá que repetirse cada 30 minutos, hasta que se observe que no haya más absorción y listo. Es fácil de aplicar e incoloro lo que nos da la certeza de que no altera el color de la superficie seleccionada. Se recomienda repetir la protección una vez cada 3 meses.